Harrods’ Christmas time

Ya sabéis cómo me enamoré de Londres este verano… sus calles,  sus parques, sus monumentos, su encanto en general pero sobre todo, sus tiendas!!
       Pues bien, la decoración navideña de los grandes almacenes Harrods, mi preferida, es todo un acontecimiento anual y este año nos vuelve a sorprender. Será que soy muy niña y una fan incondicional de Disney pero estas navidades se han superado.  
Las Princesas Disney son el motivo central de diseñadores como Ralph & Russo, Missoni, Marchesa, Versace, Jenny Packham, Elie Saab, Roberto Cavalli, Oscar de la Renta o Escada.  Y la verdad, mejor os dejo con estas maravillosas imágenes porque, en esta ocasión, sobran las palabras… 

Ariel by Marchesa

Belle by Valentino

Cinderella by Versace 

Jasmine by Escada

Mulan by Missoni

Pocahontas by Cavalli

Rapunzel by Jenny Packham

Sleeping Beauty by Elie Saab

Snow White by Oscar de la Renta

Tiana by Ralph & Russo

Rapunzel by Jenny Packham

Personalmente me quedo con el de Tiana, de Ralph & Russo. Me chifla la caída y el corte del vestido, de princesa total! 
Y vosotras, ¿con cuál os quedáis?

¡Mil gracias por vuestros comentarios! Os recuerdo que también podéis seguirme a través de TwitterFacebookPinterest e Instagram (@marina_joya)



Anuncios

Una pasión vintage

“Los viejos vestidos vintage, ahora tan de moda, esconden historias que resumen una vida entera”.
Con esta simple frase consiguió llamar mi atención un libro con un vestido rojo sobre un fondo verde como portada, cuyo título era “Una pasión Vintage”.

Tras varios juegos con la palabra “vintage” con mi tía, vino un día contándome sobre su existencia y lo segura que estaba de cuánto me iba a gustar.. Así que, atraída por esa palabra, me puse manos a la obra y conseguí dar con esta maravilla.
La historia del vestido azul de niña consiguió absorberme durante una semana en la que todo el espacio libre de mi mente lo ocupaba Therèse y su abriguito.

“Una pasión vintange” de Isabel Wolf no me defraudó. Todo lo contrario, me fascinó. Tal vez no sea el mejor libro que me haya leído, ni mucho menos, pero esa historia y en ese momento de mi vida en el que la moda ocupa un pedacito importante de mi tiempo, mi hizo reflexionar y me permitió adentrarme, a través de una prenda de ropa, en un mundo real, duro y a la vez, bonito. Y es que hablamos de ropa vintage como la última moda, sin percatarnos muchas veces que todas esas prendas esconden una historia… ¿llevaría ese vestido cuando le dieron su primer beso?, ¿sería con ese bolso la reina de un baile? o, ¿cubriría con esa estola de pelos los golpes de su marido?
Miles de historias, tan vivas en este presente, que nos hacen volver al pasado…